asamper@alejandrosamper.com

977 668 414

Consultoría Responsabilidad social

Alejandro Samper forma parte del equipo de la consultoría especializada en responsabilidad social corporativa, ISR Consulting (www.corebalance.es), creadora del innovador modelo Core Balance®, el cual se anticipa a las exigencias de cómo mostrar la información financiera (que reclama la nueva Directiva de la Unión Europea), y que se basa en poder mostrar de manera objetiva los valores de los impactos sociales, medioambientales y económicos.

Asimismo, da soporte a la figura del Compliance Officer, materia en la que Alejandro Samper es experto.

El modelo Core Balance® viene incorporado con todas las legislaciones en materia de sostenibilidad y legalidad y es, en definitiva, una herramienta que posibilita los informes integrados, dando una visión completa de la empresa desde el punto de vista del valor económico, social y medioambiental a todos los grupos de interés (stakeholders).

Con el Core Balance® damos solución al problema que existe en la actualidad consistente en la dificultad de poner toda esa información estructurada de una forma homogénea para que todas las compañías puedan reportar al mercado esta información. Una nueva generación de reporting, garantizando que las compañías den toda la información para que los grupos de interés estén informados.

Procuramos una metodología potente y homogénea, y más transparente, porque lo hace posible la comparabilidad, a través de un porcentaje CB según el sector.

El modelo core balance®  mediante la estructura de su herramienta informática  facilita la emisión de los informes requeridos por el código de buen gobierno de una forma transparente y de trazabilidad clara a las exigencias de RSC y de rendición de cuentas.

Plan de prevención de riesgos penales

El Código Penal contempla, en su artículo 31 bis, que la existencia previa de un modelo de vigilancia y control de prevención de delitos puede llegar a eximir a la empresa de su responsabilidad penal.

El planteamiento por tanto es que, en caso de perpetración de un delito, la empresa no tenga que asumir responsabilidades si ha sido diligente. Este enfoque implica el establecimiento de un plan de prevención (Compliance Plan), basado en la gestión de riesgos para prevenir los delitos, como el blanqueo de capitales, delitos contra la Hacienda Pública y la Seguridad Social, contra el medioambiente, contra la propiedad intelectual e industrial, etc.

Además de ofrecer un Plan de Prevención de Riesgos Penales, con su correspondiente canal ético y modelo de respuesta, el informe Core Balance® permite que dicho Plan de Cumplimiento Normativo sea altamente enriquecido, dando soporte a la figura del Compliance Officer, porque garantiza el cumplimiento de la normativa.